20150309020820-diabetes1.jpg

 

Por Graciela Guerrero Garay   Foto: Cubadebate

Millones de personas dentro y fuera de la Isla siguieron el XVII Festival Internacional del Habano, el cual sesionó en La Habana y concluyó esta madrugada en el recinto ferial Pabexpo, con una subasta de humidores de puros Premium cubanos de un millón 540 mil euros, cuyo monto como es tradicional se destinará al sistema de salud de Cuba.

Con el ingrediente también identitario de la música de la Mayor de las Antillas, el magnánimo evento del tabaco insular agrupó a mil 600 personas de sesenta países y su feria comercial fue la más amplia de las celebradas, con la representación de nueve naciones en unos 800 metros cuadrados.

La presentación del Montecristo 80 Aniversario y la entrega de los Premios Habano del Año 2014, constituyó otro importante momento del Festival, donde el cubano Rogelio Ortúzar se llevó las palmas en la categoría de Producción, el griego George Fereos en Negocios, y el estadounidense Gary Heathcott en las Comunicaciones.

Humidores de las marcas H. Upmann, Hoyo de Monterrey, Romeo y Julieta, Partagás, Montecristo y Cohíba fueron exhibidos y subastados en ese orden, en lo que será siempre un singular encuentro encargado de comercializar los reconocidos mejores tabacos del mundo, al tiempo que permite valorar la alta calidad y maestría de los torcedores cubanos.

Organizado por la Corporación Habanos S.A, en el 2015 se dedicará a homenajear a dos de las marcas más emblemáticas en el mundo, Montecristo y Romeo y Julieta.