20140214164919-cerro-de-caisimu.jpg

 

Por Graciela Guerrero Garay    Fotos G.G.G

Aunque la mayoría de los tuneros se quedaron con deseos de disfrutar un poco más de las brisas invernales, la cercanía del verano empieza a mover intereses en las oficinas de venta del Campismo Popular, donde están disponibles las mil 056 capacidades existentes para esta modalidad de descanso en Las Tunas.

Desde mediados de la pasada semana los tuneros concurren a buscar las opciones del presente año, en el cual se mantienen en funcionamiento las seis bases enclavadas en el territorio y existen reservaciones para sus doce meses, incluido el paquete turístico “Una aventura en naturaleza”, en la instalación extra- hotelera  Lago Azul, en el sureño municipio de Manatí, cercano a esta ciudad capital.

Por las características geográficas de Las Tunas, las opciones de playa, ríos o piscinas son las que prevalecen y, dada la remodelación y confort general de estos centros recreativos, ganan cada vez más adeptos y  marcan la preferencia en la temporada alta del verano, como sucedió en  el 2013 con la modalidad Excursiones que reportó un crecimiento superior al 50 por ciento en la última etapa.

La elección del Campismo como plato fuerte al momento de proyectar el lugar donde pasar las vacaciones no es exclusiva de los tuneros, pues las cifras demuestran que en el resto del país no es diferente el comportamiento oferta – demanda, como sucedió el pasado año cuando los estimados estaban sobre las 340 mil reservaciones, incluso antes de la llamada etapa caliente de los meses de julio y agosto.

Ahora en el 2014 se espera superar igualmente las expectativas nacionales y locales,  por lo cual esa dirección en Las Tunas asume el reto de estas primeras ventas en las oficinas comerciales y trabaja por mantener la calidad que distingue esta sana manera de hacer turismo y recreación, ideado por el Comandante Fidel Castro hace ya más tres décadas.