20180201161308-luna-1-d-enero-580x355-1-.jpg

 

 

Por Graciela Guerrero Garay    Foto: Cubadebate

Un eclipse total de una Súper Luna Azul no ocurre desde hace 152 años. El último fue el 31 de marzo de 1866, dice el meteorólogo cubano José Rubiera en una información en Cubadebate, sobre un fenómeno que este 31 de enero mueve a la ciencia y a millones de curiosos por el mundo, mientras ocupa titulares por doquier y los cubanos tampoco quieren perderse.

Con espacios de primera plana en los medios nacionales e internacionales, la visualización de este acontecimiento astronómico trae de líneas la coincidencia de poder disfrutar este miércoles de la rara oportunidad en que coincidan una súper luna, una luna azul, una luna “de sangre” y un eclipse lunar total.

El destacado Rubiera puntualiza en Cubadebate que “no se refiere a que la Luna se torne azul, sino que así se nombra a la segunda Luna Llena que ocurre en un mes. La última Luna Llena fue el 1 de enero de este año, y tendremos otra el 31 de enero, así que ésta será, además de una Super Luna, una Luna Azul: una Super Luna Azul”.

Para los cubanos que vivimos este siglo es la primera vez que podremos observar un acontecimiento de este tipo, el cual se visibilizará un poco antes del amanecer pero como un eclipse parcial. Será interrumpido por la puesta de la luna en el horizonte, y se verá solo una pequeña porción del astro eclipsado.

En La Habana – indica Rubiera – este curioso hecho durará 1 hora, 17 minutos y 43 segundos, luego de explicar que la fase penumbral comenzará este 31 a las 5:51: 13, y el eclipse parcial a las 6:48:27, pero podrá mirarse aunque sea por breve tiempo y el cielo estar parcialmente nublado.

De cualquier manera es todo un suceso que cambiará la rutina de este miércoles y al decir del máster en Ciencias Francisco González Veitía, del Instituto de Geofísica y Astronomía (IGA), desde Cuba solo se podrá observar su fase inicial  con la Luna a muy baja altura sobre el horizonte, antes de su puesta.

Aunque los tuneros, a juzgar por las noticias, no veremos la trilogía de la luna en su nueva ronda 152 años después, vale mirar el cielo y buscar la magia del astro que nos acompaña y esta vez nos regala un espectáculo singular, que puede ser visto si los nublados no lo impiden, según nos señalaron especialistas del Centro provincial de Meteorología.