20131226153113-ciudad-las-tunas-411.jpg

 

Por Graciela Guerrero Garay

Cuba, con su gente sencilla, revolucionaria y divertida, anda de fiesta en vísperas de la Navidad y los festejos de fin de año, en el ambiente de alegría, confraternidad y esperanza que baña la Isla y se respira entre los rostros que concurren a los mercados, pasean por los parques, transitan por las calles y conviven en comunidad, con los modos de cada quien y las características donde residen.

En las provincias y municipios cabeceras del país se han garantizado una serie de medidas y programaciones especiales para que la logística y los abastecimientos estén presentes en las unidades gastronómicas, comerciales, recreativas y culturales, de manera que cubanas y cubanos disfruten la fecha, celebren la tradición según decidan y tengan provisiones para despedir el 2013 y esperar, como es costumbre, el año nuevo en familia, tanto en casa como en lugares de servicio público.

En Las Tunas, bautizado como el Balcón del Oriente, este domingo 29 habrá ferias comerciales con un reforzamiento especial en las ventas y diversidad de productos, con el propósito de que los tuneros puedan adquirir sus insumos para elaborar las tradicionales cenas del día 31, las cuales también la tienen al alcance en los restaurantes, incluido el servicio a domicilio, a través del Buró de Reservaciones.

Esta ciudad capital, que por sus características ocupa prioridad en los proyectos y programaciones previstas, ese día centrará su “plato fuerte” en áreas del Parque 26 de Julio, donde desde las primeras horas de la mañana se abrirán puertas al público y habrá exposiciones con los menús que ofertarán en la red gastronómica para despedir el año y recibir con alegría los primeros momentos de la celebración de la victoria, el Primero de Enero de 1959.

Las Noches Tuneras serán más largas, pues arrancarán con los rayos del sol en la calle Colón y se dedicarán a los niños, quienes encontrarán confituras, helados y otras golosinas, así como los servicios de ocio habituales del entorno citadino. A las 3:00 de la tarde iniciará el convite para los adultos, extensivo a las áreas ubicadas en las calles 24 de Febrero, Francisco Vega y Ramón Ortuño, todas cercanas al casco histórico y los centros recreativos, comerciales y culturales más importantes.

Durante la última hoja-calendario del 2013 el día comenzará con parrilladas y cerdo asado en los diferentes hoteles capitalinos, mientras que el motel El Cornito –sede de la famosa e internacional Jornada Cucalambeana - hará galas con su notable Noche de música tradicional campesina. Las cenas a domicilio ofrecen un pernil asado y una caja de cerveza, y el precio estará en correspondencia con la categoría de la unidad en que se solicite.

No faltará tampoco la caldosa de Kike y Marina y los restaurantes, pizzerías, Mercaditos de la Familia, círculos socio-culturales rurales y las cafeterías, incluidas las enclavadas en las áreas hospitalarias y las salidas de carretera hacia los territorios vecinos, ofrecerán igualmente cenas para quienes por circunstancias específicas decidan optar por estas ofertas especiales.

Cultura, por su parte, moverá sus proyectos y grupos hacia los principales espacios bailables de la ciudad y los municipios para esperar al 2014, en tanto por la tarde habrá matinée en las áreas recreativas, ya sean urbanas o rurales.

Vale apuntar que también en estas jornadas previas al gran convite de pueblo y alegría que es la llegada del año nuevo y el cumpleaños 56 de la Revolución, se realizaron jaleos mambí en los puntos claves establecidos para comercializar productos agropecuarios, industriales y gastronómicos y destacó, en el estadio Ángel Guerra, de esta ciudad, el masivo acto del pasado 21 para conmemorar el triunfo revolucionario.

A horas del gran acontecimiento, los tuneros no detienen sus labores productivas ni quehaceres cotidianos, solo que, como es tradicional, las motivaciones, las vacaciones masivas de la Semana de la Victoria en el sector de Educación y esa impronta de manos con regalos y tiendas llenas, arbolitos navideños y olor a cerdo asado hablan… ¡2013 se fue y llega feliz el 2014! Las Tunas está de fiesta, crece y multiplica esperanzas. ¡Felicidades!