20120709085906-politecnicoonceno-festival.f.alexi-8-.jpg

 

 

Por Graciela Guerrero Garay   Foto:Alexis Peña

Cuando todavía no acaba definitivamente el presente calendario escolar y se realizan por estos días los actos de fin de curso en la educación politécnica, esta enseñanza profundiza aún más en sus mecanismos internos y externos para garantizar el año próximo que los indicadores superen los que se estabilizan y alcanzan en el presente.

Sin subestimar ningún nivel de escolarización ni dejar de analizar con objetividad los eslabones que se requieren para llegar a lo que se aspira y necesita, este Ministerio en Cuba potencializa sus reservas, en las que descansa sin dudas una buena parte del futuro económico del país.

De esta suerte más de 75 mil estudiantes ingresarán a la Enseñanza Técnico Profesional el venidero período lectivo, de los cuales 3 mil 073 son de Las Tunas y entre ellos 2 mil 398 se formarán como obreros calificados, de los 47 mil que lo harán en la nación.

Las especialidades relacionadas con la construcción y la agricultura ocupan prioridades en las ofertas, no solo por ser necesidades concretas para el desarrollo de la isla, sino porque hace un trienio mostraban ingresos muy insuficientes  que afectaron, con el tiempo, la reserva laboral calificada en estos sectores.

Con los indicadores que muestran las estadísticas de la matrícula para el calendario docente 2012 -2013 se cubre al 98 por ciento el plan de plazas, que responde al esquema propuesto por el Ministerio de Trabajo y Seguridad Social a partir de las solicitudes de las empresas y los territorios.

En este curso que termina a finales de julio, la ETP alcanza resultados en habilitar 4 mil 523 aulas anexas en el país, las que facilitan en talleres, organopónicos, empresas e instituciones que los estudiantes desarrollen habilidades y lleven a la práctica los conocimientos de sus respectivas carreras, al tiempo que reciben la asesoría de especialistas de la producción y los servicios, que esta vez sumaron 4 mil 200 por todo el archipiélago.

Otro de los avances fue lograr la superación directa en centros productivos y de servicios de los docentes que se desempeñan en los politécnicos, los que llegaron a una cifra de 2 mil 500 en este año escolar, contra los 900 que lo hicieron en el precedente.

Las Tunas, provincia eminentemente agrícola, el próximo calendario 2012-2013 tendrá en las aulas de la enseñanza técnica 710 alumnos formándose como obreros calificados en especialidades agronómicas, más otros 135 como técnico medio en esta misma carrera.

Mientras, en la Construcción matricularán 335 obreros calificados y 15 técnico medio el curso entrante, por lo que se continúa fortaleciendo el trabajo de formación vocacional en las secundarias básicas y acercando las distancias con la familia, que todavía mantiene resistencia a que los hijos encuentren su realización por estos caminos, problemática que incide en mayor o menos grado en todo el país.

La máster María del Carmen Polanco Hernández, metodóloga de Organización Escolar en la ETP en Las Tunas, enfatizó en que aunque todavía no se logran los indicadores deseados  este año académico es superior al anterior, y continuarán por camino del perfeccionamiento en la calidad de las clases y la vinculación estudio-trabajo para que el entrante sea mejor.