20200823135913-afa69216601fad9024a952ad12c0fc4b.jpg

 

Por Graciela Guerrero Garay      Fotos: 26 Digital

Las Tunas.- Crecen con el impulso de los retos y las circunstancias. Se multiplican, al final se unen, ríen, comparten sus dones de dulceras… bailan. Creativas siempre, en sana competencia con sus aires de mujeres elegantes y guerreras. En pocas palabras las retrató su Secretaria General Teresa Amarelle Boué, “la Patria nos llama y tiene prisa” y estos 60 Años de la FMC afloran milicianas, maestras, doctoras, científicas, economistas, ingenieras, guardafronteras, grueras, agricultoras, periodistas, dependientas, amas de casas, artistas… federadas a la orden.

En todas, el sano orgullo es una mirada iluminada por encima de los nasobucos. Los desvelos en días muy largos durante esta batalla por controlar el coronavirus. La mano dispuesta, la añoranza por los hijos, el hogar, el descanso… pero, por encima de ello, la vigilia, el compromiso y el deber. Patriotismo.

De estos valores se habló aquí en esta provincia y muchas otras del país. También de lo que falta y la urgencia de sumar a las más jóvenes. A sus modos, según las realidades concretas, saltaron las barreras de la distancia y las prevenciones sanitarias y se felicitan, sonríen y recuerdan aniversarios pasados.

Al final no importa, como dice Rosa Tamayo, la secretaria de la Delegación 2,  Bloque 68- B, somos las mujeres de estos tiempos y nos reincorporamos siempre, en las  tareas, después de la jubilación, en la casa… cubanas… eso es ser cubanas y tuneras, activas y federadas. Solo moví la cabeza repetidamente… Así es la Federación de Mujeres Cubanas, la fuerte y victoriosa FMC. Gigantes cada 23 de Agosto.