20170907000740-4decbcdf5b133bad0e0d8a66ca02d115-l.jpg

 

 

Graciela Guerrero Garay       Fotos: La Autora

Las noticias de que el peligroso huracán Irma, categoría cinco en la escala  Saffir – Simpson, amenaza al país en las próximas horas genera en los tuneros emociones diferentes pero, sobre todo, mueve las acciones individuales y colectivas hacia el interior de los centros de trabajo, la casa y el barrio, en respuesta inmediata a las orientaciones de la Defensa Civil.

Hoy miércoles los tuneros fueron, como es habitual, a sus lugares de labor y estudio, pues la ciudad capital amaneció, como las municipalidades, con el acostumbrado sol de septiembre, más cuando el inicio del año académico 2017 – 18 comenzó este lunes y las calles, desde el amanecer, se llenan de colores con el uniforme escolar.

Destupir tragantes, fortalecer puertas y ventanas, buscar alimentos, agua, velas y resguardar tanto los recursos personales como estatales ocupan, sobre la una de la tarde de este miércoles, las gestiones esenciales de la población en Las Tunas.

Por otro lado, ya se suspenden las clases en las distintas enseñanzas y se intensifican las labores previstas en los planes de la Defensa Civil.