20161021183116-silvio-en-la-prision-de-jovenes-580x872.jpg

 

Por Graciela Guerrero Garay      Foto: Cubadebate y 26 Digital

Mientras este 20 de octubre, Día de la Cultura Cubana, las imágenes de Silvio Rodríguez y su tropa destacan en la portada del sitio digital Cubadebate, con la noticia de  su concierto del día 14 en el Establecimiento  Penitenciario Jóvenes de Occidente, en La Habana, otro titular de ese mismo medio pone la nota contrastante y fuerte: Sistema bancario turco bloquea fondos para asistir a damnificados por Matthew en Cuba.

A solo un poco más de setenta y dos horas de que los universitarios cubanos se reunieron en sus casas de altos estudios, a lo largo y ancho del país, para condenar el bloqueo y encontrar miles de voces solidarias por todo el planeta, la Embajada de Cuba en Turquía publicó una nota donde reveló que su “intento de enviar una cantidad de dinero a Cuba, con el fin de paliar los daños sufridos por la población tras el paso del huracán Matthew” fue prohibido en base a “la aplicación de las normas de la Oficina de Control de Activos Extranjeros (OFAC) y del Departamento del Tesoro de Estados Unidos”.

“Tenemos que continuar con nuestro “avispero” me dijeron los estudiantes de Derecho de la Universidad Vladimir I. Lenin, de esta ciudad de Las Tunas. Y se fueron, después de plasmar sus votos en contra de la genocida política, hacia el Jardín Botánico a leer poemas de Antonio Guerrero, -uno de los CINCO que permaneció injustamente encarcelado en los Estados Unidos acusado de terrorista -, y a disertar sobre esta cruel hegemonía impuesta a la Patria.

Una vez más- como afirma la noticia- su carácter extraterritorial es mantenido y aplicado con todo rigor, impunidad y en clara violación de la legislación internacional, hecho condenado no solo en la isla por los cubanos, sino por los propios países que se ven afectados y a los cuales, sin dudas, también se les sanciona y ultrajan sus soberanos derechos por ser solidarios con Cuba.

Por estas razones la Federación Estudiantil Universitaria (FEU) en Las Tunas continúa con diferentes actividades y temas en las diversas Facultades y, al igual que sus homólogos por todo el archipiélago, dicen NO al Bloqueo con mítines y debates  para conocer a fondo los daños objetivos y colaterales que causa al pueblo.

No es de extrañar, entonces, que mientras Daylén lee e interpreta un poema de Tony –como se conoce a Antonio Guerrero-, Silvio busque unidad y reflexión y salva alma por las penitenciarias, los jóvenes incrusten sus huellas dactilares en un mural para dejar constancia que esta generación de la nueva era se levanta por la paz y la justicia, sobre todo si un imperio prepotente y neoliberal quiere pisar el suelo donde nacieron y hacen camino al andar.

El Avispero juvenil, los pioneros y toda la Isla son un puño y dicen NO al Bloqueo hasta que se levante y anule la injusticia de los Estados Unidos contra la Mayor de las Antillas y sus amigos. No es tema de agenda ni rutinas, es la voz de la dignidad que se lleva a la izquierda de la garganta y en el medio del pecho.