20140105163130-19aem-cinco-heroes.jpg

 

Por Graciela Guerrero Garay

El significado de las plantas y las flores es parte del sentimiento humano desde los principios de la creación, prácticamente. Este nuevo árbol que a partir de ahora crecerá en la localidad tunera de Omaja, en el municipio de Majibacoa, es un arquetipo de ese valor imprescindible que le concede el hombre al reino vegetal y, en consecuencia, un mensaje vivo de cómo se reclama en el mundo la liberación, justa y hermosa, solidaria, de Los CINCO.

Gerardo, Antonio, Fernando, Ramón y René –ya liberado y radicado en Cuba, tras renunciar a la ciudadanía americana- fueron condenados bajo un proceso judicial manipulado que los etiquetó de terroristas y, en la medida en que los cubanos develaron la verdad y el caso fue conocido por el mundo,  son millones de personas las que exigen al gobierno de los Estados Unidos su excarcelación, con diferentes hechos como el materializado en este poblado de Las Tunas por el Grupo de la Asociación de Amistad Finlandia- Cuba, la cual concluyó su visita aquí este sábado.

Auspiciado por el Instituto de Amistad con los Pueblos (ICAP) y su delegación en este Balcón de Oriente, el día 1 de Enero llegaron los finlandeses, quienes visitaron la Plaza Martiana y el casco histórico de la ciudad, participaron en la inauguración de una exposición sobre el evento cultural “Jornada Cucalambeana” y departieron con especialistas de ese sector para conocer el desarrollo de la Cultura en el territorio.

Igual compartieron con profesionales de la Educación y la Salud, recorrieron el hospital pediátrico “Mártires de Las Tunas”, recibieron una conferencia sobre el Programa Materno –Infantil y visitaron El Consejo Popular Omaja, donde sembraron el árbol dedicado a los CINCO, fueron a la Iglesia Metodista de Cuba, la Casa-Bungalow y vieron un video sobre la huella finlandesa allí, donde también hubo una Gala dedicada al 50 aniversario de la Asociación de Amistad Finlandia- Cuba, con valores artísticos de la localidad.

Antes de partir a otros territorios de la zona oriental de la Isla, el grupo estuvo en el Hogar Materno “Clodomira Acosta”  y  tuvo un fraternal encuentro en un Comité de Defensa de la Revolución (CDR) en la capital tunera, la cual una vez más fue anfitriona de esos amores que unen a los pueblos más allá de las diferencias idiomáticas o las distancias geográficas.